jueves, 28 de agosto de 2014

Cuando el tren llegó a Agnone

A principios del siglo XX el tren llegó a Agnone. Las peripecias de la II Guerra Mundial acabaron con el mismo. Debajo vemos una interesantísima fotografía del momento de su inauguración.



Esta ferrovía unía Agnone con Pescolanciano, desde 1914 hasta 1943. Los trenes eran eléctricos.  La línea se extendía por unos 37 kilómetros, con pendientes entre las más pronunciadas en Italia y tal vez en Europa. La velocidad máxima permitida se calculó en 25 km / h, el tiempo de viaje de toda la sección Agnone-Pescolanciano era de poco más de 2 horas a una velocidad media de unos 10 km / h. El material rodante constaba de 2 locomotoras eléctricas de 110 kw. Los coches vagones tenían una capacidad de 20 asientos y 18 plazas de pie sobre las plataformas, mientras que el remolque tenía 30 escaños y 12 plataformas. Los coches fueron equipados con dos motores de accionamiento, cada uno de la potencia de 35 caballos a la tensión de 1200 voltios con el controlador. Cada coche estaba equipado con lámparas incandescentes para la iluminación interior. 




El cuadro siguiente muestra las estaciones y el año de cierre definitivo de las mismas.


Mapa del recorrido Pescolanciano - Agnone




Esta foto de 2014, muestra en la actualidad el que fue el edificio de la estación ferroviaria de Agnone.




Más información en http://www.ferrovieabbandonate.it/linea_dismessa.php?id=130

No hay comentarios:

Publicar un comentario